Temístocles Montás llama a la población afrontar los retos y desafíos del 2020 con optimismo.

Por Redacción (vozlibrerd@gmail.com)

Temístocles Montás, Presidente del Partido de la Liberación Dominicana (PLD),   resaltó el grado de conciencia alcanzado en los pueblos del mundo sobre  la necesidad de enfrentar el cambio climático, proteger los derechos humanos básicos de todas las personas que integran la sociedad y enfrentar las desigualdades sociales.

Su afirmación se asienta en  el escrito semanal que publica en Vanguardia del Pueblo Digital y el periódico Hoy,  a propósito de advertir sobre el  sometimiento del   planeta a grandes presiones que están alterando el clima y la  persistencia de una violencia estructural en el mundo que se manifiesta en el aumento del número de personas que huyen de sus países como una manera de hacer frente a la opresión y la violación de los derechos humanos.

Explica en su análisis  que a nivel mundial la sociedad   enfrenta una situación repleta de incertidumbre donde resulta difícil hacer cualquier pronóstico futuro, situación  que se manifiesta  en cierta  ansiedad y desasosiego e induce a mucha gente a pensar que cualquier tiempo pasado fue mejor.

“Sin embargo, cabe indicar que la humanidad nunca había vivido tan bien como ahora. Nunca había existido tanta riqueza y expectativa de vida como ahora. Hoy, el mundo produce 20 veces lo que se producía a principios del siglo XX. Al iniciarse el siglo XX, la esperanza de vida a nivel mundial era 38 años; en la actualidad supera los 70 años. Al comenzar el siglo pasado cerca del 70% de la población vivía en pobreza extrema (con menos de 1.90 dólares diarios); hoy la proporción está por debajo del 15%” escribe el Presidente del Partido de la Liberación Dominicana, que el PLD  reseña en un despacho de prensa de la Secretaría de Comunicaciones.

Apunta Montás  que la  falta de certeza en la que se vive hoy en día  tiene su origen en “el capitalismo desbocado de los últimos cuarenta años, animado por las transformaciones producidas por la emergencia de las nuevas tecnologías. Es un mundo que todavía no entendemos bien, pero si de algo estoy seguro es que tenemos que aprender a vivir en él y a dirigirlo”.

Entonces cierra su artículo invitando a afrontar el nuevo año con optimismo, que es el título del trabajo publicado.