Presidente Medina supervisa avances construcción presa Monte Grande

Por Redacción (vozlibrerd@gmail.com)

El presidente Danilo Medina se trasladó ayer a la comunidad Monte Grande, Barahona, para ver los avances del proyecto múltiple “Monte Grande”, que comprende la construcción de la presa y un conjunto de obras para el control de inundaciones en la cuenca baja del río Yaque del Sur, el desarrollo y modernización de las infraestructuras de riego, el suministro de agua potable, la generación y ahorro de energía.

Durante el recorrido el mandatario recibió las explicaciones del director del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (Indrhi), Olgo Fernández, sobre la obra que procura que la región Enriquillo tenga un mejor desarrollo económico y social.

Se destaca que el proyecto permitirá fomentar la pesca y el turismo ecológico, además de la rehabilitación y complementación de la Presa de Sabana Yegua, esta última ya inaugurada en el 2016.

El proyecto elevará las condiciones de vida de los habitantes de la región Sur, en especial del paraje Monte Grande, ya que modernizará las infraestructuras de riego y el suministro de agua potable y, además, contribuirá a la generación y ahorro de energía.

Agua potable.

La presa aportará agua potable, las 24 horas, a varias comunidades de las provincias de Barahona, Independencia y Bahoruco, además de energía eléctrica limpia e irrigará más de 700 mil tareas.

Mientras el Lago Enriquillo dejará de recibir los grandes volúmenes de agua que lo hacen expandirse e inundar el entorno.

El proyecto incluye la recuperación de los suelos del Valle, que son de primera calidad, así como la construcción de 390 viviendas, de las cuales hay 370 listas.

A pesar de que la pandemia del coronavirus (Covid-19) ha ralentizado los trabajos, la obra avanza.

El Indrhi y las empresas constructoras garantizan los protocolos de seguridad e higiene a los trabajadores de la presa que se construye con insumos de fabricación nacional, lo que representa una gran oportunidad para la industria y para crear empleos para la gente.

Se estima que la construcción de la presa ha generado 2,500 empleos directos y otros 5 mil indirectos, beneficiando a 12,500 obreros y productores de la zona.